Nuestra metodología de formación combina los siguientes factores:

Supone una revisión de las fortalezas y áreas de mejora de uno mismo. Al ser coaches y formadores, formamos, pero también cuestionamos y utilizamos la reflexión y el auto-conocimiento como base central para el crecimiento y desarrollo.

Se fomenta la participación y el intercambio de experiencias. Una parte importante de la formación proviene del formador. Pero una parte más importante aún, proviene de las experiencias, reflexiones e intercambio de ideas entre los asistentes.

En adbanz, creemos que toda formación requiere de una mezcla de conocimientos, habilidades y actitudes positivas. Durante las formaciones buscamos balancear estos tres factores, que juntos impulsan un desarrollo y aprendizaje sólido.

Ciclo de aprendizaje continuo y evaluación: nuestro ciclo de formación comienza escuchando las necesidades del cliente y se cierra sólo después de dar seguimiento al proceso de aprendizaje y desarrollo, y comparando y evaluando el resultado con estas necesidades iniciales.

MBTI® (Myers-Briggs Type Indicator)

El Indicador de Myers-Briggs está diseñado para ayudar a identificar algunas de las preferencias más importantes de las personas. Consiste en responder a una serie de preguntas sobre las preferencias en diferentes situaciones, y el resultado del Indicador sugiere un “tipo” de personalidad. Fue creado por Katharine Cook Briggs y su hija Isabel Briggs Myers durante la segunda guerra mundial, y los criterios utilizados responden a las teorías que Carl Gustav Jung propusiera en su trabajo Tipos psicológicos. El MBTI se ha redefinido durante más de 60 años. Actualmente se aplica a más de cuatro millones de personas cada año a lo largo del todo el mundo y está traducido a dieciséis idiomas. Es usado por 89 de las 100 empresas del Fortune 100 y es utilizado por varias de las mejores universidades del mundo para fomentar el desarrollo de los estudiantes y antiguos alumnos.

El objetivo principal es el auto-conocimiento. Saber cuál es nuestro tipo nos permite obtener una mejor perspectiva sobre nuestras motivaciones y, a la vez, entender el porqué de nuestros comportamientos y por ende los de los demás, facilitando la consecución de aspiraciones tanto personales como profesionales.

Las preferencias MBTI indican las diferencias en las personas basadas en cómo enfocan su atención u obtienen su energía, en cómo perciben o toman la información, en cómo prefieren tomar decisiones y en cómo se orientan hacia el mundo exterior.

Las personas son propensas a desarrollar conductas, habilidades y actitudes en función de su tipo particular. Son dieciséis tipos en total y no hay tipos buenos o malos. Cada tipo de personalidad tiene su propia fuerza potencial como también áreas que ofrecen la oportunidad de ser desarrolladas.

ALGUNAS DE LAS APLICACIONES MÁS RELEVANTES:

  • Desarrollo de equipos – promueve la comunicación entre miembros del equipo, identifica las fortalezas y áreas de mejora, y la creación de planes de acción para un mejor rendimiento.
  • Desarrollo de liderazgo – promueve en los líderes el auto-conocimiento y el entendimiento sobre sus tipos de personalidad y el tipo de personalidad de aquellas personas a quienes lideran. Esto apoya la gestión del equipo, ayuda a dar feedback coherente y relevante y ayuda a mejorar el rendimiento individual y del equipo.
  • Manejo de conflictos – desarrolla habilidades para encontrar fuentes de conflicto e intervenir a tiempo para prevenir rendimientos bajos y la falta de compromiso.
  • Manejo de estrés – desarrolla la resiliencia, incrementa la productividad y ofrece estrategias para identificar y gestionar factores causantes de estrés.
  • Planificación y gestión de la carrera profesional – ayuda a guiar a las personas en la selección, desarrollo y gestión de la carrera profesional.

Fuente: www.cpp.com

FIRO-B® (Fundamental Interpersonal Relations Orientation-Behaviour)

Desarrollado por William Schutz en los años 50, el FIRO-B permite diagnosticar el comportamiento en función de las relaciones interpersonales.

Se utiliza principalmente en coaching individual, previo a talleres de trabajo en equipo, talleres de comunicación y programas de liderazgo.

Determina el papel de la involucración, influencia y conectividad en la formación y desarrollo de las relaciones interpersonales en el contexto laboral o en la vida personal.

ALGUNAS DE LAS APLICACIONES MÁS RELEVANTES:

  • Identifica áreas de tensión y compatibilidad, estilos de liderazgo, mejora en toma de decisiones, comunicación y confianza.
  • Mejora el conocimiento propio y la efectividad interpersonal como parte del coaching, desarrollo de la carrera profesional y crecimiento personal.
  • Identifica/resuelve conflictos interpersonales.
  • Apoya el desarrollo y acelera el proceso de creación de equipos, además de permitir a los miembros del equipo superar barreras y mejorar el rendimiento.



Fuente: www.cpp.com

En un proceso de coaching, las herramientas no son obligatorias. La experiencia nos ha demostrado que el coaching es una disciplina poderosa para alcanzar resultados extraordinarios, sin la necesidad de herramientas específicas. Las únicas herramientas imprescindibles son la atención y el reto del coach, papel y bolígrafo.

Sin embargo, existen ocasiones en que las herramientas ayudan a acelerar el proceso, por ejemplo, el auto-conocimiento del coachee, a cambiar de perspectiva, etc. En estos casos, lo más importante, con permiso del cliente, es saber qué herramienta y cuándo utilizarla.

En adbanz, no estamos casados con ninguna herramienta ni proceso específico, puesto que hablamos con personas y cada persona tiene un camino diferente por seguir. Sin embargo, todos nuestros coaches tienen experiencia en diversas herramientas, como por ejemplo la Visión, Rueda de la vida, Imagen pública, etc. Son más de 20 en total.

Además, en procesos de liderazgo y otros, combinamos sesiones de coaching con MBTI y FIRO-B.

Por lo tanto, ¿qué otras herramientas? Tan pocas como sean necesarias, pero las adecuadas para lograr acelerar la consecución de los objetivos del coachee.